5+1 ciudades favoritas en el mundo

La entrada de hoy es distinta al resto que he escrito porque quiero contarles sobre mi top de ciudades favoritas que he conocido. Fue muy difícil escoger sólo cinco entre todas, por eso puse un plus y añadí una adicional. Quizás les parezca que la mayoría son las típicas por conocer, pero es que tienen un encanto único y también cuentan una historia por detrás. Lo que sí, es que todas son europeas (estas ciudades tienen un algo que me enamoran).

Y aquí las detallo; no hay ningún orden en específico, las escribí al azar en mi libreta:

1. Londres (Inglaterra)

La visité en abril 2015 y volvería nuevamente (siempre le repito a mi hermana que tiene que ir). Todavía la tengo grabada en mi memoria y han pasado cinco años.

Es especial para mí porque era la primera vez que viajaba sola. Dormía en casa de una amiga de mi mamá y tía, pero salía a las 9am y volvía 9pm para cenar, ducharme y dormir. Así que, prácticamente, me caminé la ciudad a mi antojo, me perdí entre sus calles y recuerdo que siempre terminaba volviendo a la zona del Big Ben.

Fueron cinco días intensos que estuve ahí, sin roaming y guiándome por un mapa que tenía y las anotaciones que había llevado. Logré verlo todo, desde el Big Ben, hasta entrar al Museo de Madame Tussauds, al de Sherlock Holmes e imaginarme asistiendo a una obra en el Shakespeare’s Globe Theatre (lástima que no había funciones en ese momento). Hasta cumplí mi sueño de entrar a los estudios The Making of Harry Potter|Warner Bros Studios London.

2. San Petersburgo (Rusia)

No dudé ni un minuto en decir que sí cuando mi hermana y mi cuñado me dijeron de viajar a San Petersburgo para Julio 2016. Tenía que escoger entre esta ciudad y otra, y no me arrepiento de la decisión.

Su historia, su arquitectura, sus monumentos, los colores, todo enamora (también es muy barato). Además, que nos tocó un clima espectacular.

Había leído tanto sobre San Petersburgo, desde mi infancia con la historia de Anastasia y los Romanov, que tenía mucha curiosidad, pero pensaba sería una ciudad del montón y me equivoqué. Aunque sólo estuve dos días y medio (encima se retrasó el avión y fue un poco caótico llegar y después me llevé un susto con el taxista), puedo decir que es un sitio que hay que visitar.

Me llevo el recuerdo de caminar por sus calles, visitar sus sitios históricos como la Iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada, el Museo Hermitage (uno de los museos más grande del mundo).

3. Roma/Vaticano (Italia)

La bella Roma como suelen decirle, y no se equivocan. Italia fue el primer país que visité cuando me vine a vivir a Barcelona – fui en diciembre 2014. Estuve cinco días paseando por sus calles y tomando gelatos. Quizás es por su historia que me haya gustado tanto, siempre quería saber sobre los romanos y el visitar el Coliseo y caminar por sus calles me hizo sentir algo. O puede ser por la cantidad de sitios históricos en general que tiene: la Capilla Sixtina, la Basílica de San Pedro, la Fontana di Trevi, (estaba en obras…), el Foro Romano y Coliseo, entre otros.

También es especial, porque fue la primera Navidad que pasaba lejos de casa y justo estuve el 24 y 25 de Diciembre aquí y con mi amiga asistimos a la Misa del Papa Francisco en Nochebuena y a su bendición al día siguiente.

He escuchado a muchas personas decir que no les gusta esta ciudad y otras que salen enamoradas, como es mi caso. Ahora en cuarentena, viajé a ella viendo la película Vacaciones en Roma de Audrey Hepburn del año 1954 en blanco y negro.

Lo que sí, es que tengo que volver y ver bien la Fontana di Trevi (aunque en ese momento sí pude lanzar mi moneda).

4. París (Francia)

¿A quién no puede gustarle esta ciudad? – bueno siendo honesta a una amiga mía…pero ese es otro caso. Siempre fue mi sueño ir a conocerla, ya sea porque se ve en muchas películas, o por fotos en Internet o porque conocidos viajaban ahí, en abril 2014 pude conocerla con mi mamá. Cuando organizamos el viaje, estaba segura de que tenía que ir ahí (aparte de Madrid por el avión), y aunque ella ya había estado, me dijo que es una ciudad que todos deben conocer. Que es imposible viajar a Europa y no haber visitado París.

Y para mí es especial porque fue la primera vez que viajaba a Europa. Había esperado cerca de dos años para poder hacer el viaje y sentía que un sueño se cumplía. Recuerdo que hasta le dije a mi mamá que me pellizcara el brazo en cuanto estuvimos cerca de la Torre Eiffel porque no lo creía. Y luego el caminar por los Champs Elysees, visitar la Catedral de Notre Dame, ver de cerca la Mona Lisa o la Venus, ir a un show de Moulin Rouge, o simplemente comer una crepe de un puesto de la calle, hace que esta ciudad se vuelva mágica.

Siendo honesta, no soy de repetir ciudades ya conocidas, pero París siempre será París y terminé volviendo y re enamorándome de ella en septiembre 2018 que fui a conocer Disney. Y puede que haya dicho que no había un orden en específico de mis ciudades favoritas en el mundo, pero creo me he equivocado y París es, sin duda, la número uno.

5. Ámsterdam (Holanda)

Me acuerdo un día con mis amigas se pusieron a hablar de esta ciudad, y cuando dije que no había estado ahí, una amiga gritó: “¡¿tú no has estado en Ámsterdam?!”. Creo que me dejó traumada porque en menos de un año la conocí (septiembre 2017). Había buscado varias veces pasajes, pero siempre estaban muy caros o no me iba bien la fecha, hasta que un día convencí a mi prima que vive en Madrid y nos encontramos ahí. Nos encantó.

Estuve un feriado de tres días y la gente no se equivocaba en decir que es una ciudad que hay que conocer. Pese a que es un poco peligrosa en cuanto a que hay que tener cuidado cruzando las calles (hay que esquivar las bicicletas, las personas y los carros), es encantadora. Hay muchísimos canales (160 aproximadamente) y por eso es llamada la Venecia del Norte.

Además de canales, también hay muchos sitios por conocer, el famoso Barrio Rojo (Red Light District), la Casa de Ana Frank (imprescindible visitarla), el Museo de Van Gogh, la Plaza Dam, Vondelpark, entre otros. Pero lo mejor es caminar y perderse por las calles y tomarse mil fotos en los distintos canales, que, aunque parezcan iguales, en verdad no lo son. Y más mágico es cuando están llenos de flores.

Ah y me olvidaba, entrar a todas las tiendas de queso y probarlos (sin duda mi prima experta en eso y sin comprar ni uno, y yo la quería matar – aunque no negaré también probé bastantes).

Uno de los tantos canales en Ámsterdam

6. Madrid (España)

Y cómo no incluir Madrid, la primera ciudad europea que visité y que ya perdí la cuenta de cuántas veces he estado (mmm, ¿unas 5?). Aquí si puedo decir que la he visitado en muchas ocasiones y puedo volver mil veces más. Pero también ha sido porque mi prima vive aquí y he venido donde ella y nos hemos encontrado con familiares.

Aunque la haya visitado muchas veces, siempre hay algo nuevo que ver, dentro de la ciudad o cerca de esta. Pero lo que me encanta es caminar por la Gran Vía, especialmente durante la noche. El año pasado que estuve ahí, salí de cenar con una amiga, por esta zona, y la acompañé hasta cerca de su piso en Chueca, luego caminé por Fuencarral hasta Gran Vía, bajé hasta el Teatro Coliseum más o menos y volví a subir hasta más allá de la Puerta de Toledo; todo caminando y sola. Es que es lo mágico de esta ciudad, puedes perderte por sus calles, llegar de un barrio a otro, hacer un picnic en el Parque del Retiro, o visitar los museos que tienen obras reconocidas, como el Prado (las Meninas) o el Reina Sofía (el Guernica). También ver el atardecer desde el Templo de Debod o visitar sus numerosas plazas con Puerto del Sol o Plaza Mayor.

Y tienen razón cuando dicen: “Madrid mola”.

Gran Vía, Madrid
Templo de Debod, Madrid

Rossana 😊

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: